miércoles, 24 de febrero de 2016

Dime ¿quieres acabar preso de las opiniones de los demás?


Cada día que pasa la mayoría de personas viven atadas a un falso “yo”, es decir, no son ellos mismos porque se venden a las opiniones y pensamientos de los demás, esconden quienes son por miedo al rechazo, a no ser aceptados y a no encajar en una sociedad encubierta por una identidad falsa. Todo es aparentar y se valora el tener más que el ser.
Así que tú, que te dejas guiar por los “que pensaran de mi”, deja de vivir como los demás lo harían, se tu y piensa por ti mismo, ahoga esos demonios que te susurran cada día que no gustaras, porque no hemos venido aquí para gustar o estar por y para las opiniones de los demás, no, hemos venido para vivir, para dejar nuestra propia huella en este mundo, para ser auténticos y no imitaciones baratas de los demás.